viernes, 10 de mayo de 2013

Chica de portada (I).


Hace ya un tiempo que adquirí un libro que recogía todas las fotografías aparecidas en la revista Camera Work publicada por Alfred Stieglitz entre 1903 y 1917.

En la portada del libro en cuestión aparece esta fotografía de Gertrude Käsebier.


Miss N.
Autora: Gertrude Käsebier.
Nueva York. Hacia 1901


Como toda información aparecía el título (Miss N.) y que era una de las seis fotografías de Käsebier aparecidas en el número 1 de la revista.

Quise saber más sobre la misteriosa señorita N. y lo que encontré me fascinó. 

La modelo de la imagen era Evelyn Nesbit, considerada por muchos la primera top model de la historia. Pero además, me encontré con una historia con todos los ingredientes de un folletín de la época: vida de lujo, alta sociedad, celos, asesinato,…



Su verdadero nombre era Florence Evelyn Nesbit, y nació en Tarentum, Pennsylvania el 25 de diciembre de 1884.
La familia Nesbit se mudó a Pittsburg, Pennsylvania, hacia 1893, siendo Evelyn todavía escolar. Su padre, un abogado llamado Winfield Scott Nesbit, falleció ese año dejando deudas importantes, y convirtiendo a su mujer y sus dos hijos en unos indigentes. 

Durante años la familia vivió en un estado de casi total pobreza, pero cuando Evelyn llegó a la adolescencia, su belleza llamó la atención de varios artistas locales, entre ellos John Storm, con lo cual fue capaz de encontrar trabajo como modelo artístico. 


                                                                                         Evelyn.
                                                                                                                    Autor: John Storm.

 Retrato de Evelyn Nesbit
Autor: James Carroll Beckwith

En junio de 1900,  se mudó con su madre a un pequeño alojamiento en la ciudad de Nueva York. Su madre no encontraba trabajo, y tras varias semanas la persuadió para trabajar de nuevo como modelo.
Usando una carta de presentación de un artista de Filadelfia, Nesbit conoció y posó para JamesCarroll Beckwith, quien le presentó otros artistas neoyorquinos. 
Pronto trabajó como modelo para Frederick Stuart Church, Herbert Morgan, Gertrude Käsebier, Carl Blenner y Rudolf Eickemeyer.



Evelyn se convirtió en una de las modelos más solicitadas de Nueva York. El escultor George Grey Barnard talló su famoso estudio Innocence, actualmente expuesto en el Museo Metropolitano de Arte, utilizando a Nesbit como modelo.

Charles Dana Gibson, uno de los artistas estadounidenses más famosos de la época, hizo un dibujo de Evelyn que tituló The Eternal Question. Con esta obra, una de las más conocidas de Gibson, Nesbit entró a formar parte de las famosas "Chicas Gibson" lo que le sirvió para incrementar aún más su popularidad. 


The Eternal Question
Autor: Charles Dana Gibson.




 

El trabajo para la fotografía de modas, muy popular gracias a la prensa escrita, fue aún más lucrativo para Nesbit.
El fotógrafo Joel Feder le pagaría el equivalente a 200 dólares actuales al día, con lo cual ganó suficiente dinero para poder sostener económicamente a su familia. 
Evelyn no solo fue popular como Chica Gibson sino que también promovió artículos de belleza, prendas de vestir y salones de belleza.

Los productores del show de Broadway llamado Florodora vieron la importancia de la belleza de Evelyn y decidieron darle partes menores en el musical. Evelyn fue ascendiendo hasta ser parte del famoso sexteto de coristas.
Para 1901, centenares de hombres la esperaban a la salida del teatro para proponerle desde boda hasta sexo casual. 







Autor de las seis últimas fotografías: Otto Sarony.


[continúa en Chica de portada-II]


18 comentarios:

  1. "la esperaban a la salida del teatro para proponerle desde boda hasta sexo casual" ¿Con todas las probabilidades intermedias? :D
    Fantásticas fotos y fantástica entrada. Me encantan las historias de esta época, cuando todo parecía posible.
    Abrazos, Enrique. Quedo a la espera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Imagino que le propondrían todo tipo de relaciones, Xibeliuss.
      Me alegra que te gusten estas historias. Ésta tiene su enjundia.

      Abrazos!!

      Eliminar
  2. Lo intento de nuevo, este portátil me trae de cabeza;
    No tenía una belleza antigua, le veo una cara muy contemporánea.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tiene un rostro muy fresco, muy actual. Imagino que sería por la edad (16-17 años) y la ausencia de maquillaje.

      Besicos!!

      Eliminar
  3. Tiene una belleza enigmática. En algunas fotos no puede ocultar la mirada de una persona que no tuvo una infancia fácil.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La infancia, viviendo en la pobreza, no tuvo que serle fácil, Cayetano. Aunque no le fue mejor con una adolescencia inexistente.

      Abrazos!!

      Eliminar
  4. ¡Que bonita es! y es cierto lo que dice llvllurciana, eso era lo que yo pensaba mientras iba mirando las fotos, pero no habría sabido decirlo...Sobre todo en la fotografía en la que aparece con el pelo suelto y la sonrisa más "sincera"...parece una foto de hoy. Quedamos esperando...Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tenía un "algo" especial, Alma. Y los artistas de la época supieron verlo.
      Aunque también es verdad que era jovencísima.

      Abrazos!!

      Eliminar
  5. Era guapísima, con una belleza muy llamativa y expresiva. No me extraña que causara sensación. Y, por lo que usted nos adelanta, parece que su vida fue cualquier cosa menos aburrida, aunque también trágica.

    Feliz fin de semana

    Bisous

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una belleza con "ángel", madame. Y una vida (por lo menos durante unos pocos años) que fue de todo menos aburrida.

      Abrazos!!

      Eliminar
  6. Muy interesante entrada, muy bien documentada y redactada, EXCELENTE!
    Y Evelyn, hermosa, una mujer realmente bella.
    Gracias, Enrique!
    Feliz fin de semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, enAteneo. Es una recopilación de fotos y texto de varios sitios de la red. La de cosas que se encuentran rebuscando.
      Era una mujer guapísima, sin duda. Aunque debía tener algo más a juzgar por el efecto que causaba en los hombres que la frecuentaban.

      Feliz fin de semana.
      Abrazos!!

      Eliminar
  7. Muy guapetona. Pero como buena estrella y sex-symbol, intuimos que tuvo problemas que contarás en la próxima entrada.

    Aguardamos expectantes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jeje. Sí algún problemilla que otro sí que tuvo, sí.
      Ya se verá.
      Si es que no se pué ser tan guapo/guapa.

      Abrazos!!

      Eliminar
  8. Lo que me alucina de toda esta historia es la propia belleza de Evelyn porque hubiera sido ídem en los tiempos actuales. Tenía una belleza, por así decirlo, muy actual. No sé si mediría 2 metros y estaría anoréxica, pero bueno, creo que esos parámetros de hermosura en las top models ya no se buscan tanto.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que resulta de una belleza intemporal. Eso sí, guapa y con un "algo" especial.
      Y no, no creo que midiese más de 1'60 a juzgar por las fotografías. Jajaja.

      Abrazos!!

      Eliminar
  9. Si parece una Belleza de la Era Eduardiana, principios de siglo XX, con esos peinados y vestuarios que parecen mas de siglo XIX.

    Evelybn , Belleza natural.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que era una típica belleza de la moda eduardiana pero pasada por el filtro y tendencias de USA, Jessy.
      Aún quedaban en esos primeros años del XX algunos elementso que pronto desaparecerían, como los incomodísimos corsés.

      Gracias por tu visita.
      Abrazos!!

      Eliminar

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin